Cómo mantener el ritmo laboral estos últimos meses del año.


Para sobrellevar el estrés (Consejos)

A casi un mes de que finalice el 2016, muchos trabajadores están enfocando todos sus esfuerzos en mantener su productividad sin fracasar en el intento.


No falta nada para que se acabe el año y muchos trabajadores del país están enfocados en mantener sus niveles de productividad y poder terminar exitosamente las metas del año.

¿Cómo lograrlo sin morir en el intento?


“Para lograr un buen término de año, es fundamental que un trabajador tenga claridad en los objetivos que debe conseguir y que, a la vez, destine las horas necesarias para descansar y recuperar energías”, afirma Benjamín Toselli, presidente ejecutivo de la empresa reclutadora IT Hunter.


Más eficiente

El experto advierte que ser productivo no pasa por trabajar más horas, sino que en aprovechar bien el tiempo en la oficina.


“Muchos estudios muestran a Chile como uno de los países del mundo en donde más horas se trabaja, pero menos se produce, en comparación con lo que sucede en otras naciones como Alemania, Noruega o Suiza”, comenta.


Toselli dice que para ser productivo lo primero es poder establecer objetivos claros. Uno de los aspectos relevantes es que cada trabajador tenga absoluta claridad sobre las metas a lograr y la forma en que se medirán.


También es importante planificar diariamente la jornada laboral. Lo recomendable es que cada mañana se definan las tareas a realizar. Para ello la persona puede elaborar una lista a mano de lo que hará en dicha jornada. “Esto ayuda a ordenarse y mantener el foco”, dice Toselli.


Organizarse bien

Otro consejo es priorizar las tareas según su importancia. Junto con el listado de las tareas diarias, también es importante que aquellas se prioricen. Es decir, que se ejecuten en virtud de su relevancia.


Además es fundamental respetar tanto los horarios de trabajo como los de descanso. Este equilibrio le permitirán a la persona producir adecuadamente.


En esta misma línea, es recomendable realizar actividad física. “La práctica habitual de una actividad o deporte es un buen mecanismo para eliminar las tensiones y despejar la mente”, asegura Toselli.


“Reunionitis”

Benjamín Toselli recomienda participar en reuniones solo si es necesario. “Si bien son una buena instancia para informar, hacer seguimiento, solucionar problemas y tomar decisiones, es fundamental que en el último período del año no se abuse de ellas, evitando así caer en lo que se conoce como ‘reunionitis'”, dice. Adicionalmente, aconseja tener una agenda de los temas que se abordarán y una hora de inicio y otra de término.


Fuente: El Mercurio